amigos son los amigos… aquí y allá

Una investigación iniciada por el Canal 10 (no por nada el gobierno quería que desaparezca) y ahora continuada por Haaretz, develó los contactos entre el Primer Ministro Bibi Netanyahu y el millonario judío – americano Tony Gilbert.

Gilbert ha financiado parte de la campaña de Bibi en las internas del Likud. Ha abonado a Bibi 8.000 dólares por encuentros en Estados Unidos y en oportunidades organizó conferencias por las cuales le abonó a Netanyahu 40.000 dólares por cada una. En otra oportunidad financió un viaje de la esposa del primer ministro a Estados Unidos por 6.500 dólares.

Gilbert es quien dirige la organización Nefesh le Nefesh quien alienta la aliá a Israel desde Estados Unidos. Su residencia se encuentra en Florida. Por supuesto que estos altruistas judíos nunca vivirán en Israel.

¿Qué recibió a cambio el amigo de Netanyahu? ¿Conocerán en Israel que el tráfico de influencias es un delito?

Nota completa (hebreo) http://www.haaretz.co.il/news/politi/1.1721113

Anuncios